Miles de personas acudieron ayer a los templos del país para participar de la celebración litúrgica del Domingo de Ramos, con la que se dio inicio a la Semana Santa.

Los obispos argentinos presidieron en las catedrales, u otros templos diocesanos, el ritual tradicional de la bendición de ramos de olivo, la procesión y la lectura de la Pasión del Señor. En sus homilías, hicieron una exhortación fuerte a cuidar la vida.

Ante el debate por la despenalización del aborto, las comunidades diocesanas se unieron al gesto nacional convocado por la Conferencia Episcopal Argentina, llevando en las procesión los ramos de olivo con un cartel con la leyenda #ValeTodaVida”.

Buenos Aires adelantó el inicio de la Semana Santa con una Misión Arquidiocesana de Ramos y la bendición y misa de vísperas fue presidida por el cardenal Mario Aurelio Poli en la parroquia Inmaculada Concepción, del barrio porteño de Belgrano. “Jesús resucitado camina con nosotros”, fue el lema de esta expresión pública de fe que se enmarcó en el Sínodo Arquidiocesano que transita esta jurisdicción eclesiástica porteña.

El arzobispo de Corrientes, monseñor Andrés Stanovnik OFMCap, alentó a “cuidar la vida, especialmente la que se inicia con los primeros latidos en la concepción” y pidió: “Llenos de fe, recordando la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén, sigamos al Señor para que por la gracia lleguemos a tener parte en su resurrección y en su vida”.

Mons. Rubén Frassia (Avellaneda-Lanús): “Él viene a definir la vida, quita el pecado, quita la muerte, y hay personas que, con distintos argumentos, quieren implantar por ley la muerte, con la legalización del aborto. No es una actitud que tengo como obispo, como pastor de esta Iglesia, como si fuera una actitud política, ¡de ninguna manera! Pero ciertamente, el derecho a la vida hay que seguir defendiéndolo desde el comienzo, desde la concepción”.

Mons. Santiago Olivera (Castrense): “Aclamemos con el corazón y con la vida a Jesús, renovemos la certeza de que, Cristo murió y resucitó, y por lo tanto, es motivo de gran alegría, que nos recuperó el cielo que el hombre por su pecado había perdido. El cielo será una bendición para cada uno, será una propuesta, pero, tenemos que adherirnos a las enseñanzas de Jesús, a seguir su camino, a seguir la verdad y saber que eso será la verdadera vida”.

Mons. Luis Urbanc (Catamarca): “Marchar, a celebrar, a proclamar la vida, para comprometernos en su defensa, porque creo en Jesucristo, porque ustedes creen en Jesucristo, en el Señor de la Vida. No podemos callar, no podemos mirar para otro lado, tenemos que proclamar la vida. Cristo está vivo y nosotros cantamos a la vida”.

Mons. Ricardo Araya (Cruz del Eje): “Unamos nuestros rezos para que aquellos que no tienen voz, aquellos que son inocentes, puedan encontrar en nosotros corazones y labios que suplican, que oran a Dios, el Padre de Todos. Corazones, labios, brazos y manos que trabajan para que sus derechos sean respetados. Si no hay respeto por el derecho de la vida no hay ningún otro derecho. Si sacamos lo que es la base de todos los derechos queda todo suelto”.

Mons. Jorge Lugones SJ (Lomas de Zamora): “La vida desde la concepción y hasta la ancianidad, con nuestros abuelos y los más pobres que no tienen una medicación, entonces diremos: `hosanna', es decir, `piedad, sálvanos', porque hoy se atenta contra la vida, contra la vida de los jóvenes, con el gatillo fácil, con la droga, con la inseguridad que vivimos, y esto es fruto del pecado y el egoísmo que vivimos… Que en esta Semana Santa digamos: `piedad, sálvanos'. Que el Señor tenga piedad de nuestro pueblo y nos salve del egoísmo y del mal”.

Mons. Gabriel Mestre (Mar del Plata): “Jesús es vida, vale toda vida. Por eso queridos hermanos, desde nuestra fe en Jesucristo nos oponemos de manera pacífica, pero absolutamente decidida, a la despenalización del aborto… Jesús es vida, vale toda vida. Nos comprometemos decididamente a defender la vida en nuestra patria, en este sistema democrático debilucho, raquítico, pero que sin embargo es el camino que elegimos como argentinos para llevar adelante la grandeza de la vida de la Patria”.

Mons. Ariel Torrado Mosconi (Nueve de Julio): “Así como el pueblo fue engañado e impulsado para pedir la muerte de Jesús, así, del mismo modo, los poderosos de hoy están pretendiendo confundir incluso a personas bienintencionadas a pedir la muerte de estos “otros cristos”, los niños inocentes por nacer, para llevar adelante sus oscuros intereses. Pidamos especialmente al Señor que al llevar hoy este ramo a nuestros hogares nos comprometamos a cuidar la vida”.

Mons. Marcelo Martorell (Puerto Iguazú): “Anonadando todo vestigio de su naturaleza divina, Cristo se hizo hermano de todos los hombres hasta compartir con ellos el sufrimiento, el dolor, y la muerte y todo esto para hacer al hombre partícipe de su divinidad. Hoy comienza la Semana Santa, vivamos con un corazón bien dispuesto a seguir los pasos de Jesús en su pasión, muerte y resurrección y unidos a él encontremos nueva vida y renovados en Él podamos ser participes de la renovación del mundo y de la sociedad que nos rodea”.+

Let's block ads! (Why?)

0 comentarios agregados